La construcción y venta de pisos de lujo se ha reactivado y cada son más los inversores que buscan este tipo de productos en zonas de alto standing para vivir o para alquilar. Los pisos de lujo en Valencia deben reunir una serie de características para ser atractivos y cumplir las expectativas de los compradores más exigentes.

Los inversores buscan rentabilidad tanto si compran para vivir y luego vender, como si compran para alquilar o vender directamente. Se trata de personas con un alto nivel de exigencia en cuanto a servicios, calidades y comodidad.

Una zona de lujo

Evidentemente un piso de lujo tiene que estar en una zona de lujo, con todos los servicios, comercios, transportes y vías de comunicación necesarios. Suele tratarse de zonas exclusivas o de urbanizaciones cerradas.

La superficie no marca el lujo

La superficie de un piso no marca que sea o no de lujo. Un piso pequeño puede ser de lujo si tiene buenas calidades y excelentes acabados. Por lo general, las viviendas de lujo pueden tener 90 metros cuadrados o 200, la superficie no importa, lo que realmente le interesa a los compradores es que las habitaciones y estancias de la casa sean amplias y estén proporcionadas.

Servicios comunes también de lujo

Los servicios comunes con los que cuente una vivienda también marcan la diferencia entre el lujo y el no lujo. En una vivienda de alto standing debe haber garaje, portero en la finca las 24 horas, zonas verdes, piscina de verano y piscina cubierta. Además, debe haber colegios y guarderías cercanos, supermercados y centros comerciales.

Pisos de lujo Valencia: la importancia de la privacidad

La privacidad es un valor esencial para los compradores de viviendas de lujo. Si la vivienda está en el centro de la ciudad es probable que los compradores exijan que haya solo un piso por planta. En cambio, si el piso está en las afueras de la ciudad en una urbanización de lujo, un chalet puede ser la mejor opción para no tener vecinos.

El exterior

Las terrazas en los pisos o las zonas verdes en las viviendas unifamiliares son esenciales para los pisos de lujo. Todos los espacios de la casa se abren hacia el exterior, reciben la luz natural y crean una sensación de espacio.

Amplias zonas de relax en el jardín o terraza, cenadores, piscinas climatizadas, yacuzzis, son solo algunos elementos de los exteriores de los pisos de lujo.

La tecnología y la domótica

La tecnología y la domótica deben estar al servicio del confort y del ahorro en los pisos de lujo. Con un dedo sobre el móvil debe ser posible encender y apagar la calefacción o el aire acondicionado, controlar las persianas y las luces, poner en marcha o parar los electrodomésticos etc.

Vistas al mar

En una ciudad que está junto al mar, a un piso de lujo no le puede faltar una vista espectacular sobre el mar, las palmeras, la brisa marina. Cenar a la luz de las velas escuchando cómo rompen las olas puede ser un auténtico lujo.