En estas fechas no es raro ver cómo los gimnasios y centros de deporte vuelven a ampliar su oferta de servicios. Y es que, pasadas las fechas de celebración, son muchos los que se proponen llevar una vida más saludable.  Hay personas que simplemente dejarán este propósito como “el de todos los años” otros, cumplirán su objetivo, pero sin embargo, siempre habrá gente que no cumplió su propuesta por cuestión de tiempo y distancia –bien con el centro de trabajo o bien con el lugar de residencia-.

Los nuevos desarrollos hoy en día deberían incluir zonas comunes que aporten algo más que diferenciación a los que allí habiten. Deberían ofrecer instalaciones que promuevan la vida sana, el deporte, la tranquilidad y la salud. Instalaciones que hagan del residencial un sitio en el que poder disfrutar de un amplio abanico de posibilidades lúdicas con la tranquilidad de estar en un área cerrada y vigilada.

En Vía Célere apostamos por la calidad de las zonas comunes, apostamos por la creación de instalaciones que aporten valor tanto al residencial como a las personas. Porque una casa es algo más que un lugar donde vivir, la mayoría de nuestras promociones disponen de gimnasio, así como piscina, sala infantil para los más pequeños, zonas deportivas y otras muchas superficies destinadas a pasarlo bien.