Puede que te hayas propuesto cambiar tu cocina o que hayas comprado una casa nueva y quieres reformar la cocina. Si se trata de cocinas cuadradas debes conocer todos los trucos de decoración que te permitirán dar un toque personal y aprovechar el espacio al máximo.

Antes de nada, es importante que conozcas que existen varios tipos de cocina que se pueden resumir en los siguientes:

  • Cocina en L que son muy habituales en cocinas cuadradas o rectangulares. Se llaman así porque los muebles se colocan en forma de L haciendo ángulo.
  • Cocina en U. Los muebles se colocan haciendo una U y es la forma que se suelen utilizar en las cocinas cuadradas. En algunos casos uno de los lados de la U es una barra americana que abre la cocina hacia el salón.
  • Cocina en paralelo. Los muebles se colocan a los dos lados de paredes paralelas. En estos casos hay que estar atentos a los muebles altos para evitar crear una sensación agobiante.
  • Cocina en línea. Los muebles de la cocina se colocan a un solo lado. Este tipo de cocina se suele utilizar para casos de espacios pequeños.
  • Cocina con isla. En los casos de cocinas más amplias se puede utilizar una isla con espacio de almacenaje o zona para la vitrocerámica, por ejemplo.

Cómo decorar cocinas cuadradas

Si tu cocina es cuadrada podrás optar por un tipo de cocina en L, en U, en paralelo o en línea, y si es bastante amplia podrás utilizar la opción de colocar una isla. En cualquier caso debes tener en cuenta las siguientes claves:

  • Dibuja un plano. Lo primero que hay que hacer a la hora de decorar cocinas cuadradas es dibujar un plano. Ten en cuenta no solo la superficie sino dónde están los enchufes, los desagües, las ventajas y las puertas.
  • Planifica la distribución de muebles y electrodomésticos. Tu cocina debe ser cómoda de utilizar y en ese sentido se tendrá que elaborar una distribución de muebles y electrodomésticos que facilite los movimientos y que estos sean cortos. Es decir, no tiene mucho sentido que el lavavajillas esté lejos del fregadero.
  • Espacios de trabajo. Junto a la zona de lavado necesitarás espacios de preparación de alimentos.
  • Puertas abatibles o muebles en forma de carrito. Para facilitar el uso de los utensilios de cocina y que encuentres todo fácilmente, puedes elegir muebles en forma de carrito. Se tira hacia fuera y ves todo el contenido. Las puertas abatibles pueden estar en alto en armarios que contengas cosas que no utilizas mucho.
  • Si tu cocina es pequeña o te gusta la decoración minimalista puedes elegir colores claros o neutros como el gris, el blanco o el beige y combinarlos con toques de colores más fuertes en una pared o en algún elemento decorativo como una lámpara o un cuadro.
  • Cocinas cuadradas abiertas. Si quieres aportar una mayor sensación de espacio porque tu cocina es pequeña, puedes abrir una pared y colorar una barra americana. En esa barra podrás comer y utilizar el espacio de abajo como almacenaje.

Cómo ves existen multitud de opciones y siempre habrá una que se adapta mejor a tu caso. Si necesitas ayuda porque tienes dudas acude a un profesional para que te aconseje y te oriente.